Torre del reino

Y dijeron: Vamos, edifiquémonos una ciudad y una torre cuya cúspide llegue hasta los cielos, y hagámonos un nombre famoso, para que no seamos dispersados sobre la faz de toda la tierra.  
Génesis 11:4
Kingdom tower

Protestante Digital.  El icónico Burj Khalifa de Dubái, el edificio más alto del mundo, podría perder su título de los recórds Guinness si Arabia Saudita logra materializar sus planes de construir un edificio aún más alto: el Kingdom Tower (Torre del reino) en Yeda, un proyecto que podría empezar la próxima semana, según Construction Weekly.
Consultores de Advanced Construction Technology Services anunciaron recientemente que prueban materiales para construir el rascacielos de 1 kilómetro de alto (el Burj Khalifa, en comparación, mide 827 metros).

La Kingdom Tower, con un costo estimado de 1.230 millones de dólares, tendía 200 pisos y miraría al Mar Rojo. Construirla exigirá alrededor de 529.000 metros cuadrados de concreto y 72.500 toneladas de acero, reportó Saudi Gazette.

Después de años con la idea sobre la mesa y varios meses de preparativos, las obras de la Kingdom Tower ya tienen fecha de comienzo.Será el 27 de abril.Cuando este acabado, previsiblemente en 2018 -aunque no es una fecha cerrada-

Dispondrá de nada menos que 200 plantas a las que se accederá por 59 ascensores que ascenderán a una velocidad de 10 metros por segundo. En su interior, todo será superlativo. Albergará un hotel de lujo de la cadena Four Seasons, oficinas, 160 pisos de apartamentos y el observatorio más alto del planeta.
Kingdom Tower será la pieza central -y la primera fase- de la Kingdom City, una nueva urbanización de más de 5,3 millones de metros cuadrados.

Construir una estructura de esa altura, particularmente en la costa, en donde el agua salada podría dañarla, no es una hazaña sencilla. Las bases, que tendrán 60 metros de profundidad, deben poder soportar el agua salada del océano. Como resultado, Advanced Construction Technology Services probarán la fortaleza de diferentes tipos de concreto.

El impacto del viento es otro tema clave para los edificios de esa magnitud. Para enfrentar este reto, la torre cambiará su forma periódicamente.

“Debido a los cambios en la forma cada tantos pisos, las cargas del viento rodearán el edificio y el impacto no será tan extremo como con un bloque sólido”, explicó Gordon Gill a Construction Weekly. Gill es socio en Adrian Smith + Gordon Gill Architecture, la firma de diseño arquitectónico del proyecto.

Llevar el concreto a los pisos altos es otro desafío. Posiblemente, los ingenieros podrían usar métodos similares a los empleados en la construcción del Burj Khalifa: 170.000 metros cúbicos de concreto fueron empujados a través de una sola bomba, usualmente de noche, cuando las temperaturas son lo suficientemente bajas para asegurarse que el material se fija.

Aunque ambiciosa, la construcción de la Kingdom Tower debe ser factible, dijo Sang Dae Kim, director del Consejo de Edificios Altos. “En este momento podemos construir una torre de un kilómetro, quizá dos kilómetros. Cualquier cosa más alta que eso requerirá mucho estudio”, le dijo a Construction Weekly.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s